Remedios para controlar el flujo en la zona intima causado por infecciones

Para tener mejor resultado al momento de querer regular los inconvenientes de flujos es recomendable combinar los tratamientos tópicos con los oral y si tiene alguna duda lo mejor sería llamar a su ginecólogo y expresar cualquier duda.

El flujo en nuestra zona intima es un resultado de que tan saludable esta nuestro cuerpo y este juega un papel principal porque además de ser un lubricante natural, posee bacterias saludables que evitan que las infecciones nos ataquen.

Naturalmente este se suele producir en color transparente o blanquecino, libre de olores y su producción es en muy pequeñas cantidades. Sin embargo, necesitamos mantener el pH en niveles estables pata poder mantener esta zona protegida de bacterias y levaduras.

Si se encuentran la presencia de microorganismos malignos y dañinos podremos observar que se presentan alteraciones notables en el color, olor y la textura del flujo.

Consecuente a estos microorganismos se presentan características adversas como el mal olor, la picazón y la producción en excesos de fluidos, lo cual provoca inseguridad en nuestra vida diaria y en nuestra vida sexual

Por suerte a continuación mostraremos a continuación remedios naturales que son reguladores del pH y aliviaran la incomodidad.

Vinagre de manzana orgánico
El vinagre de manzana, por sus ácidos naturales es bien sabido que este tipo de vinagre es un excelente aliado a la hora de mantener bajo control el nacimiento de hongos y bacterias en nuestra zona v.

Tiene potentes agentes antimicrobianos y antimicóticas que evitaran a toda costa la producción de bacterias infecciosas y que así potenciara y fortalecerá las bacterias que son saludables y buenas para nuestra zona intima.

Ingredientes
6 cucharadas de vinagre de manzana
2 tazas de agua

Preparación
Para la preparación de este remedio, lo primero que vamos hacer es en una olla pequeña hervir dos tazas de agua y la dejaremos ahí hasta el punto de ebullición y luego le agregaremos las 6 cucharadas de vinagre y lo removeremos hasta que esté totalmente uniforme.

Modo de uso
Enjuagaremos nuestra zona con esta solución y repetiremos su uso por al menos 2 veces al día todos los días hasta que desaparezcan los síntomas.

Aloe vera

El aplicarnos directamente lo que se conoce como aloe vera en nuestra zona intima puede regular y controlar la aparición de microorganismos que causan alteración en el flujo.

Con sus lubricantes naturales al realizarse la aplicación se alimentarán las bacterias buenas y saludables y estas eliminaran progresivamente los agentes que son dañinos y causan las infecciones.

Ingredientes
3 cucharadas de aloe vera
2 gotas de aceite de árbol de té
Preparación
Lo primero que vamos hacer para la preparación de este remedio es ligar el gel aloe con unas gotas de aceite esencial de árbol de té y revolver bien hasta que se haga una mezcla totalmente uniforme.

Modo de uso
para la aplicación de la mezcla pondremos el gel preparado en las partes externas de nuestra zona íntima y lo vamos a dejar puesto por al menos 30 minutos, luego enjuagaremos y repetiremos el proceso de aplicación 2 veces al día. Haremos esto hasta que logremos tener la infección y el flujo controlado.

Cilantro
La ingesta del cilantro en forma de infusión es un remedio que ayudara muchísimo en la reducción del flujo en la zona v de manera interna.

Esta hierba es riquísima en beneficiosas propiedades que son antibacterianas y antinflamatorias que desaparecerán todo agente infeccioso de manera eficaz y de esta forma regulan el pH alterado.

Ingredientes
1 cucharadita de semillas de cilantro
1 taza de agua

Preparación
En una olla con agua hirviendo introduce un par de tiritas de hojas de cilantro y dejas en reposo durante media hora

Modo de uso
Ingiere esta infusión en forma de té por un mínimo de 7 días y que sea en ayunas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *